Este vídeo es insoportable de ver sólo se deben atrever las personas que tengan estómago para aguantarlo.

Este vídeo es insoportable de ver sólo se deben atrever las personas que tengan estómago para aguantarlo.

Conozco muchas personas que cuando eran jóvenes quisieron estudiar medicina y aunque esta era una carrera costosa, exigente y sumamente demandante en tiempo, ellos tenían la disposición de hacer todos los esfuerzos que estuvieran en sus manos para lograr acabarla con éxito.

Muchos de ellos pensaron que tenían la vocación para ser profesionales de la salud, pero se vieron impedidos de continuar al tener que enfrentarse a situaciones donde era insoportable aguantar ver carne al rojo vivo, fluidos olorosos saliendo del organismo y pensar que un caso de estos en algún momento podría llegar a la puerta de su consultorio médico necesitando que ellos lo resolvieran, la sola idea les espantaba. Fue entonces que dijeron no más, yo no puedo con esto. Ahora se dedican a hacer algo completamente diferente para ganarse la vida.

Pero como la médico de este vídeo hay personas que están hechas para soportar ver, oler y hacer las cosas más repugnantes que uno se pueda imaginar. Ellos si que sirven para especializarse en problemas de piel y otras enfermedades donde tienen que ver casos realmente desagradables y actuar con tranquilidad para darles solución. Me atrevería a decir, incluso, que parecen disfrutar demasiado de su profesión.

El hecho es que muchas personas, por aprender cómo funciona el cuerpo o porque simplemente lo disfrutan en extremo, no resisten la tentación de ver casos en los que el médico pica, corta y hurga hasta poder reventar, drenar y limpiar cuanta cosa está concentrada en un orificio o bajo la piel. A partir de esa fascinación y curiosidad que el público en general siente por este tipo de cosas, algunos médicos han decidido abrir las puertas de sus consultorios y mostrarle a aquellos interesados en el tema los detalles de sus, dirían algunos, asquerosos procedimientos. (Lee también: Su novia pensó que era un grano, cuando intentó sacarlo el pánico se apoderó de ella)

Este vídeo fue grabado varios minutos después de que la consulta médica iniciaría, luego de que el joven del cual se desconoce su identidad, pidiera una cita de urgencias porque tenía un problema sumamente grave en la mano y requería atención inmediata. Pobre, lo que le esperaba dentro de ese consultorio es insoportable de ver… Continúa en la siguiente página…